Las cualidades de un buen programa informático

Definitivamente el desarrollo de un software no sólo requiere de una gran habilidad técnica, sino también de la suficiente empatía con el usuario, así como de una mente proyectada a los negocios para atacar directamente aquellos aspectos que lograThe qualities of a good softwarerán mejores ventas. No hay que olvidar que los programas también son un producto, por lo que todo el proceso de mercadeo, investigación y promoción sigue siendo fríamente calculado según las exigencias del mercado.

Sea cual sea el género o la finalidad del programa, estas son algunas de las cualidades más valiosas en un software, a las que todo desarrollador debe apuntar en su estrategia:

  • La experiencia del usuario determina en gran parte su motivación por volver a utilizar el producto. En un programa de computación, incluye su utilidad, facilidad de uso, intuición en su interfaz y cualquier otro aspecto que afecte el cómodo flujo del cliente a través de la plataforma.
  • Un programa informático no está completo sin características útiles, pero sobre todo también es importante tomar en cuenta su disponibilidad: ¿desempeña las funciones que el usuario necesita, cuando las necesita?
  • Todo software debe ser eficiente para alcanzar buenas ventas, es decir, proveer la velocidad ideal en el desempeño de sus funciones, cumpliendo así con las expectativas del usuario.
  • La escalabilidad es un aspecto muy valioso dentro de un programa informático: le permitirá tanto satisfacer mejor las necesidades y deseos del usuario como alcanzar niveles competitivos en el mercado. Esto no es más que la cualidad de ofrecer distintas alternativas con mayores y menores volúmenes de transacciones, servicios y datos.
  • Si algo es importante para cualquier usuario, definitivamente es su seguridad, por eso siempre es necesario que todo software se esfuerce en mitigar el riesgo de ataques, garantizando la confidencialidad, integridad, autenticación y el no repudio en los servicios o herramientas ofrecidas al cliente.

Finalmente, al desarrollar programas informáticos no debe dejarse atrás el aspecto económico: minimizar los costos de construcción, operación y modificación de los mismos sin comprometer el resto de las cualidades antes mencionadas.